Saltar al contenido
Reproducción Asistida

¿Cómo afecta el coronavirus a la reproducción asistida?

Reproducción asistida y Coronavirus

Los datos, aún limitados, no indican que exista un mayor riesgo en la gestación. Los expertos, sin embargo, han aconsejado posponer nuevos embarazos durante la crisis sanitaria.

En esta línea y atendiendo a las directrices de los organismos correspondientes, se ha evitado el inicio de nuevos procesos de reproducción asistida durante el periodo de expansión del coronavirus, retomándose paulatinamente una vez la crisis ha sido controlada.

El cierre de las clínicas de reproducción asistida al público ha reducido los desplazamientos no imprescindibles y ha permitido poner el material médico a disposición de las autoridades sanitarias.

Coronavirus, FIV: ¿Hay que posponer el inicio de un tratamiento de reproducción asistida?

Si, tras la situación creada por la aparición del COVID-19, no se han iniciado nuevos tratamientos de reproducción asistida.

Se posponen hasta superar la fase expansiva del coronavirus: ciclos de fecundación in vitro (FIV-ICSI), tratamientos de inseminación artificial, transferencias de embriones etc. Las clínicas de cada país han restablecido o tienen revisto restablecer su servicio en función de las indicaciones dadas por las autoridades sanitarias.

Finalizada la crisis, si prevés necesitar ayuda para lograr el embarazo y resides en Argentina o México, consulta clínicas de fertilidad Argentina y clínicas de fertilidad México con información de contacto de centros especializados por zona y ciudad incluidos hospitales públicos.

¿Qué hacer en mitad de un tratamiento de reproducción asistida?

Los tratamientos de fecundación in vitro iniciados antes de la emergencia sanitaria en pacientes no afectadas por COVID-19 pueden continuar hasta la punción folicular con el objetivo de vitrificar los óvulos.

Coronavirus y preservación del material reproductivo

No se ha detectado presencia de virus en óvulos, espermatozoides, embriones, tampoco en líquidos biológicos relacionados y ni en secreciones genitales. Por todo ello se recomienda preservar gametos y embriones a la espera de transferirlos en diferido.

La información de esta entrada se basa en las siguientes recomendaciones:

Esta publicación complementa pero no sustituye la consulta médica personalizada